ADICIÓN DE ORGANOMETÁLICOS E HIDRUROS A ALDEHIDOS Y CETONAS

 

 

ADICIÓN DE ORGANOMETÁLICOS

Los aldehidos y las cetonas pueden sufrir adiciones irreversibles con reactivos organometálicos dando como resultado la unión de grupos alquilo al átomo de carbono carbonílico.

En estas reacciones, que pueden considerarse adiciones nucleofílicas, el grupo orgánico R adicionado actúa como nucleófilo, de hecho se comporta como si fuera un carbanión libre.

Esta adiciones de organometálicos al grupo carbonilo son de gran utilidad sintética porque permiten crear enlaces C-C. Los compuestos organometálicos como los reactivos de Grignard, los organolíticos o los acetiluros metálicos, se adicionan al carbono carbonílico para formar un alcóxido que, por protonación, conduce a un alcohol.


Mecanismo de la adición de reactivos de Grignard

El proceso tiene lugar en dos etapas.

Etapa 1: Adición nucleofílica del grupo alquilo al carbono carbonílico, ayudada por la interacción ácido-base entre el oxígeno carbonílico (básico) y el grupo MgX+(ácido). El resultado es la formación de un alcóxido halomagnésico.

Etapa2: Protonación del oxígeno del alcóxido. El resultado es la formación de un alcohol

Por ejemplo:

Dependiendo del tipo de compuesto carbonílico utilizado se obtiene un producto diferente:

Para predecir el poducto de la adición de un organometálico a un compuesto carbonílico se puede seguir la siguiente secuencia:


ADICIÓN DE HIDRUROS

El borohidruro de sodio NaBH4 y el hidruro doble de litio y aluminio LiAlH4 (fuentes comunes de ion hidruro) actúan de manera similar a los reactivos de Grignard. En este caso el ion hidruro H- actúa como reactivo nucleófilo adicionándose al carbono carbonílico de aldehidos y cetonas.

La adición de hidruro produce alcoholes primarios o secundarios según reaccionen aldehidos o cetonas.